domingo, 22 de enero de 2012

tengo tantas cosas que contar, tantas cosas por las que reflexionar o por las que me gustaría contar cosas... pero  ya no apetece hacer nada de eso! siempre hay alguien inapropiado que puede estar leyendo o alguien que puede malinterpretar que acaba cohibiendo lo que escribo. pero eso le quita el sentido al blog, porque lo hice para contar lo que me diera la gana, cuando me diera la gana... que estará pasando?
al final la respuesta más fácil es bah paso, sorprendentemente se está haciendo un hueco en mi vocabulario habitual.

1 comentario:

  1. Estás pasando los últimos momentos del día en Youtube cuando decides que ya es suficiente, que te puedes ir a la cama a descansar y disfrutar de unas horas de sueño. Inconscientemente llevas a cabo uno de los actos que marcan tu rutina cuando vas a apagar el ordenador: leer los feeds y descubrir si hay algo interesante por el mundillo de los blogs. Resulta que sí, tu carpeta llamada "Blogs" tiene una entrada: "5 minutos de lectura y a dormir, nada puede ser mejor..." te dices.
    Grata sorpresa cuando lees en letras mayúsculas: "ESAMIVA", pero sin embargo esta vez algo anda mal. Te das cuenta de la falta de título. Del mismo modo las frases empiezan con minúsculas. No puede ser. Algo pasa.
    Mientras desearías haber dejado la revisión del Reader para el día siguiente comienzas a leer sus pensamientos. Las primeras noticias son buenas: tiene mucho que contar. Pero su desgana en la escritura te dice más: te dice que no estaba de buen humor. Sigues con ello. Finalmente aplaudes. Crees entender (o igual quieres entender) que lo único que le pasa es que está de bajón y 140 caracteres no le eran suficientes. Aplaudes porque solo es temporal, mañana volverás a saber de ella. Verás que tiene otra historia que contar. Seguro que sí. Sera eso.

    ResponderEliminar